Día de convivencia en la plaza de El Garabato


El pasado domingo 16 de marzo, decenas de vecinos de El Garabato volvieron a llenar la plaza Martín Prat para disfrutar de una 'huevada con chorizo' organizada por los miembros de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Nuestra Señora de la Esperanza.
Además de una barra con bebida y comida a precios populares, también se dispuso un puesto con flores -como se viene haciendo cada domingo durante este mes de marzo- para recaudar fondos con el fin de sufragar la actividad de la hermandad; por otra parte, los miembros de la cooperativa escolar 'Los Garabatines' también colocaron un puesto con productos artesanos elaborados por ellos mismos. Durante la jornada destacó la actuación del coro rociero del club de jubilados de Écija, de reciente creación; algunos de sus miembros acudieron por vez primera a esta localidad carloteña.
Hermandad de Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Nuestra Señora de la Esperanza
Esta hermandad, a la que hoy pertenecen más de treinta personas, fue fundada en 2003 después de que la imagen de la Virgen fuese trasladada a la iglesia de El Garabato tras haber pasado algún tiempo en El Rinconcillo y Monte Alto. La talla no fue adquirida, sino que fue traída por los sacerdotes, tal y como nos explican Antonio Jesús Wic y Francisco Carmona, dos miembros de la hermandad. Ese primer año, la imagen procesionó a pesar de los escasos medios con los que se contaba; sin embargo, poco a poco se fue reuniendo dinero para comprar ropa y joyas: para ello, se organizaron rifas, peroles, la 'Caca de la vaca', venta de churros... Asimismo, muchas personas realizan donativos, y empresas como Gallardoliva o Carnicería Lolo han regalado aceite y productos para cestas. “Nos ayudan bastante. Si no fuera por esto, en un pueblo tan pequeño... por ejemplo, respecto a la banda, nos cuesta lo mismo que venga aquí que a una ciudad como Córdoba” explicó Antonio Jesús. En los últimos años, la formación que suele acudir durante la procesión del Miércoles Santo a El Garabato es la Banda Municipal de Música de Hornahcuelos. Por otra parte, gracias a todas esas colaboraciones, la hermandad pudo adquirir la talla del Cristo hace dos años.
Algunos miembros de la hermandad coinciden en que cada vez participan más personas en la salida procesional y en los eventos que organizan; además, destacan que, a lo largo de estos trece años, la lluvia solo les ha imposibilitado llevar a cabo una única procesión.